Precauciones: Tormenta y caravana

Precauciones: Tormenta y caravana

Comienza a hacer frío, pero para muchas personas el otoño es una de las épocas más bonitas para ir de camping. El paisaje en muchos lugares, entre ellos la Garrotxa, es mágico en esta época. Aunque debemos tener precaución con las tormentas que comienzan a darse durante el inicio del otoño. Te contamos algunos aspectos a tener en cuenta si te encuentras con una tormenta en la carretera o en el camping.

Realmente lo que hace de un vehículo ser un protector en una tormenta, es el efecto de “Jaula de Faraday” debido a su construcción. Esto se produce cuando existe un objeto conductor hueco, la electricidad sólo circula por su superficie, y no por el interior. De este modo, todo lo que está dentro queda protegido de esa corriente eléctrica y no le afecta. Esto es así cuando la caravana tenga cobertura metálica y no de poliéster como proliferan en los últimos años.

La estructura metálica de una caravana, aunque tenga ventanas, protege eléctricamente lo que hay en su interior. Es importante, no entrar en contacto con el exterior, no tocar elementos metálicos que puedan estar en contacto con la chapa exterior.

En cuanto a estar protegidos por los neumáticos, efectivamente pero para tensiones como de  220 V, pequeñas. Para tensiones de miles de voltios, en caso de caer un rayo sobre la caravana, la pequeña distancia que hay entre el suelo y las ruedas o el chasis, lo salvaría mediante arcos voltaicos. Además, cuando estas acampados sueles tener bajadas las patas por lo que harían contacto en la tierra, salvo que lleven aislantes o utilices tacos de madera como apoyo.

Cierra puertas y ventanas evitarás que circule aire muy propicio para el rayo. Podrá entrar en el interior y afectarnos. Además, te recordamos que:

–          Si la tormenta es fuerte aparta todo tipo de objetos que tengas en el exterior. Pueden afectar a la estructura de tu caravana y a la gente y el resto de caravanas o autocaravanas que tengas a tu alrededor.

–          Si tienes toldos abiertos, recogerlos es la opción más sensata.

–          Desconecta los fusibles. Al interrumpir esta conexión evitamos que pueda a ver una sobrecarga en la caravana o autocaravana. De esta forma lo que conseguimos es proteger el sistema eléctrico del vehículo.

–          En el caso que se tenga antena de televisión, desconéctala.

000000;">*fuente SoyCaravanista.es